Fallo de Corte Internacional de Justicia

0
777
Vista aérea de la Isla de San Andrés (Colombia), en una fotografía de archivo. EFE/Alejandro Varela

Bogotá, Colombia (EFE).-

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) fijó el 13 de julio como la fecha para dar la lectura del fallo de la última demanda que queda pendiente entre Colombia y Nicaragua, que versa sobre la plataforma continental más allá de 200 millas marinas contadas desde la costa nicaragüense.

Así lo confirmó la Cancillería colombiana que alegó que la decisión de la Corte se hará el 13 de julio de 2023 en el Palacio de la Paz, en La Haya, a las 15.00 hora local (13.00 GMT).

Este órgano de justicia estudia un proceso iniciado por Nicaragua contra Colombia en 2014 en el que el país centroamericano reclama que tiene derecho a una plataforma continental extendida, es decir, derechos sobre el lecho y el subsuelo de las áreas submarinas que se extienden más allá de 200 millas marinas a partir de su costa.

Y solicita a la CIJ que delimite esta plataforma continental extendida, que chocaría contra la de Colombia, por su territorio isleño de San Andrés y Providencia.

La Cancillería colombiana aseguró que ha mostrado pruebas de que ” Nicaragua no posee dicha plataforma continental extendida y que la Corte no puede proceder a una delimitación de plataformas continentales como lo pretende Nicaragua”.

Entre los argumentos colombianos figuran que esa supuesta “extensión” de la plataforma continental “no debería ser considerado como parte del derecho internacional consuetudinario” y que los “derechos de Colombia a una zona económica exclusiva con su correspondiente plataforma continental de 200 millas marinas prevalecen sobre las pretensiones de plataforma continental extendida de Nicaragua”.

Además, Colombia asegura que Nicaragua no ha demostrado científicamente que su plataforma continental se extienda más allá de las 200 millas marinas y tampoco ha respetado el procedimiento convencional.

UNA DÉCADA DE DEMANDA

El litigio entre Colombia y Nicaragua dio un giro hace 10 años con el fallo de la CIJ que modificó los límites entre los dos países en el mar Caribe, pero, lejos de zanjar la cuestión, dio pie a nuevas demandas ante ese tribunal.

Para Bogotá, la plataforma continental del archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, que se extiende hacia oriente en 200 millas náuticas, se une incuestionablemente con la plataforma continental que tiene la costa caribe colombiana, razón por la que consideró que La Haya no tenía competencia para tratar la controversia.

Sin embargo, el tribunal le dio la razón a Nicaragua en 2016 y se declaró competente para juzgar este caso, lo que provocó el rechazo de Colombia, cuyo Gobierno declaró que los asuntos entre ambos Estados deben resolverse mediante relaciones bilaterales.

En la última audiencia del caso, en diciembre del pasado año, la defensa colombiana reiteró que no hay formas legales para que Nicaragua extienda su plataforma continental dentro de las 200 millas náuticas de Colombia.

duracell-banner-ads